Hace solo unos domingos se emitió el último capítulo del docurreality de matrimonios “Contra Viento y Marea”, en el cual se hizo una revisión con cada una de las parejas sobre qué pasó luego de la temporada.

Uno de los casos que llamó la atención, tanto del público como del conducto del programa, fue el de las hermanas Nathalie y Chary. La primera, para dar contexto, fue diagnosticada de cáncer en grado cuatro.

Nathalie recibió la noticia cuando fue a consultar al Hospital El Pino por el tumor de 17 centímetros que se debía operar, momento en el que habló con el subdirector médico del establecimiento.

En medio de la conversación señaló:

“Me estoy dando cuenta de que yo el 2017 ya tenía cáncer y nadie me avisó”

La situación lógicamente molestó a Pancho Saavedra quien, quien increpó al hospital:

“¿cómo es posible que en tres años a ella nadie le haya entregado un resultado?”.

Luego de este episodio, los funcionarios del hospital realizaron una declaración pública respaldando la mala atención que tuvo Nathalie por parte hospital y del subdirector del reciento.

“Qué impotencia y qué angustia que se haya puesto en duda tu palabra. Imagínate que te pasó a ti con una cámara de televisión. Qué pasa con todos esos pacientes que no llegan con un equipo de televisión y que a diario se vulneran sus derechos y que a diario reclaman por malos tratos”.

En el capítulo del domingo (último capítulo de la temporada), la afectada comentó que “ahora conseguí un abogado, y estamos iniciando acciones legales, estamos en proceso de la mediación. Si no tenemos resultados con eso, vamos a tribunales”.

“Bueno, si me necesitan de testigo, aquí estoy. Yo estuve de testigo ese día”, señaló enfáticamente Saavedra, una reacción que fue valorada por los televidentes quienes destacaron la gentileza que tuvo el animador con Nathalie.

Ahora solo queda esperar el resultado de las acciones de las afectadas y esperamos que el hospital responda como se debe.